El maíz fortalece el sistema digestivo e inmunológico

Foto de Vikvarga en Pixabay.    El maíz es uno de los alimentos más nutritivos del mundo.

Maíz (Zea mays)

Planta:

El Maíz, procedente de México, crece en espigas protegidas por una seda que forma una cáscara que envuelve toda la mazorca. Amarillo, rojo, verde o de otro color, este es el grano más popular a nivel mundial y también el más producido. Sin embargo, gran parte de la producción de maíz, alrededor del 70%, se debe a la mutación genética que, desde mediados del siglo XX, se ha introducido y cuyo impacto real en el ser humano y en el medio ambiente aún no se conoce del todo.

Propiedades:

El maíz es uno de los alimentos más nutritivos que existen – rico en proteínas y carbohidratos – entre sus propiedades destacan los anticancerígenos, antioxidantes o diuréticos… Por cada 100 gramos de maíz es posible encontrar 224 kcal (energía), 8,3 g de proteína, 0,9 g de lípidos, 79 g de fibra, minerales como calcio, hierro, magnesio o zinc y también una gran dosis de vitaminas, en particular el grupo B.

Beneficios:

  • Alzheimer,
  • colesterol,
  • colitis,
  • diabetes,
  • epilepsia,
  • hipertensión arterial,
  • osteoporosis,
  • piel,
  • estreñimiento,
  • sistema cardiovascular,
  • sistema digestivo,
  • sistema inmunológico…

Cómo consumir:

El Maíz puede ser consumido en grano, mazorca, harina o aceite, pudiendo ser hecho mil y un productos alimenticios. Cocido, asado o frito, el Maíz es un cereal imprescindible para nuestra alimentación. ¿Quién no ha comido nunca una mazorca asada, palomitas de maíz, como acompañamiento en un plato o en una ensalada, o en cereales hechos para el desayuno? Pero no es sólo en la alimentación humana que el maíz asume preponderancia, también es indispensable para la producción de piensos para animales, la fabricación de jarabes o alcohol.

Contraindicación:

En el consumo de maíz no modificado genéticamente y 100% biológico son raras las contraindicaciones, pero puede suceder que haya personas que tengan posibles incompatibilidades, totales o momentáneas, generadas por la ingestión de algunos de los componentes del maíz.

Foto de Capri23auto en Pixabay.  Cerca del 70% de la producción de Maíz se hace hoy en día sobre la base de la mutación genética, cuyo impacto real en el ser humano y el medio ambiente aún no es totalmente conocido.

Este texto es una toma de conciencia. Según la estación del año y el momento en que se encuentra, corresponde a cada Ser sentir si debe consumir este alimento. La dosis y frecuencia depende de la naturaleza y condición física de cada Ser Humano.

Sienta mais sobre los cereales en:

Los Cereales deben tener un peso elevado en nuestra alimentación

Conozca ocho cereales que invaden nuestra mesa

Me encanta
rfwbs-sliderfwbs-sliderfwbs-sliderfwbs-sliderfwbs-slide